Bogotá, 5 de noviembre de 2020.

Los abogados de la defensa de Rodrigo Londoño, Presidente del Partido FARC y Julián Gallo Cubillos, Senador por esa colectividad política, presentaron ante la Fiscalía General de la Nación un memorial en que se manifiesta la disposición de sus defendidos de aportar verdad y presentarse ante la justicia en el caso del homicidio de Álvaro Gómez Hurtado y se informa que esta diligencia se realizará ante la Jurisdicción Especial para la Paz que es la instancia creada y normada a partir de la firma del Acuerdo Final de Paz, entre la antigua guerrilla y el Estado colombiano, con el fin de aplicar justicia en los hechos realizados en el marco del conflicto civil y armado.

El documento alerta sobre las afectaciones al procedimiento constitucional enmarcado en las normas que regulan la relación entre la justicia ordinaria y la JEP y la improcedencia constitucional y legal de citarlos a comparecer ante la Fiscalía General. Se busca el respeto de una garantía constitucional: el principio del non bis in ídem que se encuentra estipulado en el inciso 4o del artículo 29 de la constitución, que establece que quien sea sindicado tiene derecho a no ser juzgado dos veces por el mismo hecho. En este caso, los comparecientes estarían siendo citados por un mismo hecho a dos jurisdicciones diferentes, lo que representa una abierta violación al principio reseñado.

Nosotros, los firmantes de paz y nuestra defensa jurídica, no nos oponemos a la solicitud del traslado de pruebas en el marco de la colaboración armónica entre la JEP y la Fiscalía General de la Nación, no solo en el caso de Álvaro Gómez Hurtado, sino en todos aquellos no esclarecidos por la Fiscalía y en los cuales se están haciendo aportes a la verdad como parte del compromiso asumido por los firmantes.


Reafirmamos, una vez más, el compromiso con el aporte temprano de verdad en el marco jurídico creado por el Acuerdo Final de Paz y el respeto a las instituciones.


Rodrigo Londoño


Julián Gallo Cubillos